Por Rhené Miranda

Barahona.- Los torrenciales aguaceros dejados este viernes  por la tormenta Isaías, a su paso por el  territorio nacional han sido de gran beneficio  la agricultura en la región suroeste del país.

Mientras en la regiones norte y este del país los fuertes vientos y las lluvias provocaron daños cuantiosos a las plantaciones agrícolas y  pecuarias

En tanto que residentes del municipio de Cabral, valoraron como una bendición estas lluvias, puesto que va aumentar el caudal  del rio Yaque Sur principal afluente principal de la  laguna que atraviesa por una situación difícil debido extinción de sus aguas ocasionada por la sequía que azota desde hace unos dos años.

 Aunque en otras provincias como Hato Mayor, Puerto Plata, El Seibo los daños son cuantiosos a la población sin pérdida de vida, pero  la situación por esta zona es diferente con los desbordamientos de ríos, destaco el joven llamado Juan Feliz.

Por décadas muchas familias residentes  de Cabral, Peñón y Cristóbal ante  la triste situación que atraviesa  por la extinción de sus aguas y que  vivían de la  pesca para  sustento económico de sus familiares se han dedicado hacer otros oficios para poder sustituir. Hoy muchos ven con alegría la reserva de agua dulce mas grande que tiene el país vuelva a recuperarse nueva vez por la importancia ambiental  y la sostenibilidad de la zona.


___________________________________

Colabora hoy con David Barahonero.
Entra y danos tu apoyo económico para seguir informando con independencia y veracidad.